La picó un «bicho desconocido», fue al médico y le recetó ravioles y helado

receta

La nena de 8 años sufrió una picadura y tuvieron que ir a la guardia del hospital. Allí sucedió una tierna escena que se viralizó en redes sociales

 

De un momento a otro puede suceder algo que nos llene de pánico, especialmente si el hecho involucra a un niño o una nena como en este caso. El episodio sucedió en Monte Hermoso, provincia de Buenos Aires. La pequeña Lara, una nena de 8 años, sufrió la picadura de un “bicho desconocido”. Afortunadamente, los adultos se dieron cuenta y rápidamente su papá la llevó al Hospital Municipal Ramón Carrillo.

La experiencia no fue una más para Lara y su padre: “Nos atendió un médico de guardia, imagino que sobrepasado por el trabajo en plena pandemia. Pero el tipo con mucha paciencia y simpatía nos tranquilizó. Atendió a Lara con mucho amor, le dio corticoides en gotitas («para no pincharla») y nos recomendó que esperemos una hora para volver a revisarla. Gracias al cielo, todo fue bien”, compartió Diego, padre de la pequeña, en sus redes sociales.

Consultado por los motivos acerca de la consulta, sostuvo que “la visita a la guardia fue por la picadura de lo que presumimos fue una araña. Digo presumimos porque no vimos al bicho en cuestión. Y en la desesperación, salimos corriendo desde Sauce Grande a Monte”.

“Esperamos en el estacionamiento donde vimos entrar a mucha gente, a la ambulancia ir y venir. El Hospital ajetreado y los médicos y enfermeros poniéndole toda la garra, siempre con la mejor onda. Luego de una hora y piquito, volvieron a revisar a Lara y ese médico grandote, de pelo largo y tatuado, un maorí bonaerense, le dio el alta no sin antes recetarle -¡en papel!- ravioles y helado de chocolate”, continuó en su publicación.

A causa de la atención y las curaciones que le hicieron a su hija, Diego se mostró enormemente agradecido con el personal de salud del nosocomio.

El padre de la niña agradeción la calidez y profesionalidad del personal médico del hospital de Monte Hermoso.

“No tengo palabras de agradecimiento que alcancen. Nos sacaron los miedos y nos despertaron sonrisas tipos y tipas que no duermen por horas en plena pandemia, estando ahí, al frente de las desgracias y los miedos”, dijo emocionado.